Receta del auténtico tiramisú para hacerla con tu robot de cocina 

En el día de hoy venimos pisando fuerte; os traemos una riquísima receta que no os podéis perder: el auténtico tiramisú, preparado de forma fácil y súper rápida con nuestro robot de cocina. Cocinar con un robot de cocina es siempre muy cómodo, ya que no manchamos nada y, como quien dice, todo lo hace el robot.

Sin embargo, es cierto que es difícil encontrar robots de cocina sencillos y que realmente funcionen bien. Nosotros estamos muy acostumbrados a cocinar con este tipo de aparatos y os podemos asegurar que, en nuestra opinión, algunos de los mejores robots de cocina del mercado son los de la marca Taurus.

Si ya tenéis vuestro Robot de Cocina en casa y lo que queréis es empezar a usarlo como se merece, no hay nada más rico que iniciarse con un postre. Y si además hablamos del rey del café dentro del mundo de los postres ya nos superamos. La receta de tiramisú para robot de cocina es realmente sencilla y, os aseguramos, que os dará los mejores resultados que podáis esperar. ¡Empezamos con la receta!


Ingredientes para 4 personas / 1 tiramisú

  • 150 gramos de azúcar blanco.
  • 3 huevos grandes.
  • 150 gramos de harina de trigo.
  • 2 cucharaditas de levadura en polvo.
  • 1 pizca de sal.
  • 200 mililitros de café expreso.
  • 1 cucharadita de azúcar.
  • 300 gramos de queso Mascarpone.
  • 150 gramos de nata para montar.
  • 3 cucharadas de azúcar.
  • Cacao en polvo.
  • Bandeja de horno.
  • Un molde redondo o cuadrado un poco alto.
  • Paleta mezcladora para el robot.

 

Receta paso a paso:

Preparar la masa del bizcocho

Lo primero que tendremos que hacer para conseguir un auténtico tiramisú es preparar el bizcocho. Para ello, colocamos en nuestro robot la paleta mezcladora en la parte destinada a las cuchillas.

Dentro de la jarra de nuestro robot pondremos los 150 gramos de azúcar y los 3 huevos grandes. Colocamos el robot a velocidad 4 y batimos todo durante 3 minutos.

Mientras los huevos y el azúcar se van batiendo, pasamos a tamizar los 150 gramos de harina y las dos cucharaditas de levadura, con ayuda de un colador, para que el bizcocho quede más fino.

Una vez que los huevos y el azúcar estén bien mezclados y la harina y la levadura estén tamizadas, mezclamos todo añadiendo estos dos últimos ingredientes a la jarra del robot.

En este momento, añadimos también la pizca de sal, que reforzará todos los sabores de nuestro futuro bizcocho. Dejamos que todo se mezcle bien durante 3 minutos otra vez a velocidad 4.

El horneado del bizcocho

Cuando tengamos lista y bien mezclada nuestra masa, la extendemos en una placa de horno, que previamente habremos forrado con un papel especial para horno. Con el horno a 180 grados, coceremos nuestro bizcocho durante 15 minutos.

Es muy importante que el bizcocho no tenga más de 2 o 3 centímetros de grosor, por lo que si vuestra bandeja de horno es muy pequeña, probablemente tendréis que hacer dos o tres hornadas de bizcocho.

Cuando haya pasado el tiempo, dejamos enfriar el bizcocho antes de trabajar con él.

Montar la crema

Mientras el bizcocho enfría, empezamos a montar la crema del tiramisú. En la jarra del robot colocamos los 300 gramos de queso Mascarpone, los 150 gramos de nata para montar y las tres cucharadas de azúcar.

Con estos ingredientes mezclándose a velocidad 4 durante un par de minutos, conseguiremos una crema fina y dulce que contrastará perfectamente con el café con el que empaparemos nuestro bizcocho. Reservamos hasta que el bizcocho haya enfriado por completo.

Mojar el bizcocho en el café

Este paso podemos hacerlo también mientras el bizcocho enfría, para ahorrar un poco de tiempo. En el vaso del robot, colocamos los 200 mililitros de café expreso, un poquito de agua y la cucharada de azúcar. Dejamos que se mezcle todo a 70 grados durante 1 minuto a velocidad 3.

Una vez haya pasado el tiempo y el café esté preparado, pasamos a cortar nuestras planchas de bizcocho, de forma que quepan en el molde y del tamaño justo para que podamos hacer, por lo menos, tres capas.

Una vez cortados, empapamos los bizcochos con café y colocamos una primera capa en el molde de nuestro tiramisú.

Montar las capas para crear cuerpo

Una vez que tenemos todas nuestras elaboraciones listas para usar, lo que debemos hacer es ir intercalando capas de bizcocho empapado en café con abundantes capas de crema. Lo ideal es que terminéis con una capa de crema, para que la decoración quede más bonita.

El toque final

Finalmente, para terminar nuestro tiramisú, lo único que necesitamos es utilizar un colador pequeño para espolvorear cacao en polvo y así crear una última capa de “chocolate” que marcará la diferencia.

 Café, cacao, queso y nuestro robot de cocina, ¿qué puede salir mal? Esperamos que esta receta os haya encantado y que probéis a hacerla en casa con vuestro robot de cocina.

Receta dulce elaborada por Sara Guerra.